lunes, 22 de diciembre de 2014

LOS AMANTES DE LAURA- CAP 1

Bienvenidos a mi mini libro, Los amantes de Laura. Durante estas páginas Laura conocerá a cinco chicos que la meterán en más de un lío, pero solo uno de ellos hará que siente la cabeza.





El teléfono sonó varias veces pero nadie fue a cogerlo.

Hola, Laura, soy Alberto. La noche de ayer estuvo genial, podríamos volver a quedar si te parece. Cuando escuches este mensaje llámame. 

Segundos después del mensaje de Alberto, el teléfono volvió a sonar, pero como de costumbre, nadie lo cogió.

¿Laura? soy Félix. Quería decirte que te olvidaste el tanga en mi casa. Vente esta tarde y te lo devuelvo, y así repetimos lo del sábado. 

No hubo más llamadas.
Laura se retorció como una lombriz pinchada por un alfiler, pero no de dolor, sino del más puro e intenso placer. Se enroscó a su cintura mientras le clavaba las uñas en la espalda. La satisfacción que sentía en ese momento era indescriptible.
David sonrió al mirarla. Tan bella como siempre. Una diosa del Olimpo. Y era solo suya. Cualquier otra noche habría lamido sus pechos ferozmente como un cachorro lo haría para alimentarse de su madre.  Pero aquella noche era diferente. Aquella noche prefería mirar como sus dientes mordían su labio inferior en una señal evidente de pura satisfacción, y como sus piernas perfectas empujaban su cuerpo hacia ella para que no se alejara. Aquella noche, David iba a pedirle que fuera suya para siempre. El simple hecho de pensarlo le hizo sentir un escalofrío por todo el cuerpo.
Laura, alargó una mano y recorrió con sus dedos los labios de él, introduciéndole el dedo pulgar en la boca. David lo lamió sin dejar de mirarla a los ojos mientras su pene entraba y salía de dentro de ella.
Al cabo de unos minutos, aquella cita terminada con un polvo esporádico acabó con dos besos en las mejillas y un "nos vemos mañana".

Un par de horas después, una vez se hubo duchado, vestido y arreglado un poco, Laura llamó a Féliz al móvil y quedaron en la cafetería que había delante de su casa para que le devolviera el tanga.
Cogió su bolso en el que metió su móvil y unos preservativos y salió de su casa para reunirse con Félix en quince minutos.
Antes de entrar en la cafetería respiró hondo y se atusó varias veces el pelo. Pidió un vaso de agua, ya que odiaba el café y se sentó frente a Félix en la mesa donde él la esperaba.
-¡Ey!-dijo él-¿Qué tal?
-Pues aquí. ¿y tú?
No le agradaba mucho Félix, ya que solo hablaba de fútbol y videojuegos y en la cama no era nada del otro mundo. Solo dos posturas se sabía. Y además no era muy guapo que digamos. Ella tuvo que decir que le ponía más con la luz apagada para no decirle "oye, tío, que eres un adefesio y no me pones nada!". Pero por lo demás, bien.
-Mañana empezamos el campeonato. ¿Vas a venir?-él estaba muy entusiasmado.
-Si tengo tiempo iré. ¿Me devuelves el tanga?
Félix introdujo la mano en su mochila y le entregó un tanga rojo con sus iniciales por debajo de la mesa.
-Gracias. Ya nos veremos por ahí-dijo ella, levantándose.
-Espera ¿quedamos mañana?
-no puedo.
-¿y eso?
-He quedado.
-Ah. ¿y pasado? te invito a cenar.
Laura chilló para sus adentros y pensó si no sería mejor chillarle de verdad y que se fuera.
-No, tengo examen al día siguiente y estaré toda la noche estudiando-mintió.
-¿y el día del examen?
-¡que no, Félix! Tengo ocupada toda la semana.
El chico la miró desconcertado y por un momento Laura sintió pena por él. Suspiró.
-Pero puedes acompañarme a clase si quieres. ¿Ese de ahí fuera es tu coche no?
Félix asintió y esbozó una leve sonrisa.
-pensé que hoy no tenías clase, como ya son casi las diez.
-Solo me he saltado las tres primeras horas.
Después de terminarse su cappuccino, Félix acompañó a Laura a su instituto. Subió el volumen de la música y cantó hasta quedarse afónico mientras ella rezaba por desmayarse antes de sufrir un paro cardíaco.
Cuando el coche se detuvo, Laura se despidió de él y dio las gracias al cielo por haber llegado antes de darle un guantazo.
Agarró bien su bolso y mirando hacia todas las direcciones por si veía a algún profesor, entró por la puerta. Su móvil comenzó a pitar indicando que acababa de recibir un whatssap.

¿Qué tal preciosa? era David. No puedo esperar a mañana para verte. ¿Te vienes luego de party con unos amigos? tengo una cosa muy importante que decirte. 
¿El qué? respondió ella, impaciente.
Sorpresa. 
¿No puedes decírmelo por aquí? 
 Si no vienes te quedarás con las ganas. 

-Laura-dijo de pronto una voz a su espalda. Ella tardó unos segundos en reaccionar. Cuando lo hizo se dio cuenta que era la voz del jefe de estudios. Un hombre muy serio y sarcástico que daba realmente miedo.
-¿No deberías estar en clase?
Laura miró su reloj de pulsera disimuladamente. Faltaban unos minutos para que empezara la siguiente asignatura.
-Vengo del médico-se excusó ella.
-¿traes justificante?
-te lo traigo mañana.
-No me gustaría tener que llamar a tus padres. Ahora vuelve a clase.
Laura se dio la vuelta, enfadada y subió de dos en dos las escaleras hasta llegar a su aula. Sus amigas, al verla entrar la miraron. Ella casi no se fijó en que estaban allí. Se sentó en su sitio y sacó de nuevo su móvil.
-¿Dónde estabas?-le preguntó Ana inclinándose hacia ella. Laura no respondió.

¿A qué hora? le preguntó a David por el whatshap.
¿Al final te has decidido? 
Sí. 
A las ocho. 
Allí estaré. 



   
   


      


3 comentarios:

  1. Videojuegos va junto y jefe con j no con g.Pasate por mis blogs

    ResponderEliminar
  2. Gracias; un despiste. Este libro lo escribo para una amiga asi que casi es mas para ella que para mi.
    Yo siempre he escrito jefe mal (no sé por qué), y videojuegos al principio la puse bien pero me la subrayaba en rojo. Corregire las faltas y me pasaré por tu blog. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estos son mis blogs el primero va sobre pensamientos,opniniones,temas como el amor,la amistad y luego hay de actualidad y curiosidades y el otro es uno de mis libros,cuentos cortos y subiré el principio de mis otros libros
      http://newcebetita.blogspot.com.es/?m=1 y http://cuentossinaspiraciones.blogspot.com.es/?m=1

      Eliminar